Search
Friday 24 November 2017
  • :
  • :

1° de Mayo: Dia del trabajador


El día internacional de los trabajadores o primero de Mayo es la fiesta por antonomasia del movimiento obrero mundial.

Los hechos que dieron lugar a esta manifestación  se realizaron en los albores de la revolución industrial  de los Estados  Unidos.
Una de las reivindicaciones  básicas  de los trabajadores era la jornada de ocho horas: ocho horas para el trabajo, ocho horas para el sueño y ocho horas para la casa.
Entre las tantas reivindicaciones que se habían logrado hasta ese momento existía una ley que prohibía trabajar mas de dieciocho horas, “salvo caso de necesidad”.
El  primero de Mayo de 1886, mas de 200,000  trabajadores iniciaron la  huelga.
En Chicago, donde las condiciones de trabajo eran mucho peor que en otras zonas del país , las movilizaciones siguieron  los días dos y tres de Mayo. Mientras que se manifestaba en las calles, habían quienes trabajaban, a los que despectivamente se llamaban “amarillos”. Y es que contra ellos, los concentrados se lanzaron en una pelea campal. Una compañía de policía, sin aviso alguno  inicio a disparar a quemarropa sobre la gente haciendo seis muertos y decenas de heridos.
El  21 de Junio de 1886 se inicio el juicio de los 31 responsables, que finalmente quedaron en 8. Las irregularidades del juicio fueron muchas  violando , sobretodo, las normas procesales de forma y de fondo, porque eran considerados anarquistas, tanto  de ser calificado  de juicio farsa.
Tres de ellos fueron condenados  a prisión y cinco a la horca.

En esos días el corresponsal en Chicago, era  José Martí, y escribía así para el periódico La Nación de Buenos Aires:
….salen de sus celdas. Se dan la mano, sonríen. Les leen la sentencia, les sujetan las manos por la espalda con esposas, les ciñen los brazos al cuerpo con una faja de cuero y les ponen una mortaja blanca como una túnica de los catecumenos cristianos. Abajo, esta la concurrencia, sentada en hileras de sillas delante del cadalso como en un teatro. …..Firmeza en el rostro de Fischer, plegaria en el de Spies, orgullo en el de  Parsons, Engels hace un chiste a propósito de su capucha,  Spies  grita:” la voz que vais a sofocar será la mas poderosa en el futuro que cuantas palabras pudiera yo decir ahora”. Les bajan las capuchas, luego una seña, un ruido, la trampa cede, los cuatro cuerpos caen y se balancean en una danza espantable…….
El  propio Federico Engels como prefacio de una edición alemana decía:
“Pues hoy en el momento en que escribo estas líneas, el proletariado de Europa y América pasa revista a sus fuerzas, movilizadas por vez primera en un solo ejercito, bajo una sola bandera y para un solo objetivo inmediato: la fijación legal de la jornada normal de ocho horas, proclamada ya en 1866 por el  Congreso  de la Internacional celebrado en Ginebra. El espectáculo de hoy demostrara a los capitalistas y a los terratenientes de todos los países que, en efecto, los proletarios de todos los países están unidos.”




Lascia una risposta

L'indirizzo email non verrà pubblicato. I campi obbligatori sono contrassegnati *